jueves, 7 de mayo de 2009

Cómo Cerrar los Ciclos Emocionales

Lo primero que tenemos que hacer para ir Cerrando los Ciclos Emocionales, es empezar a reflexionar sobre lo que ha venido sucediendo en nuestra vida en los últimos tiempos, lo que nos ha sucedido para bien y lo que ha acontecido para mal, es decir, autoanalizarnos desde la verdad y desde el amor.

Tomaremos en cuenta cuántas energías hemos desperdiciado en sucesos que no han tenido ningún sentido. Recordar todo lo que hemos logrado y alcanzado a través de nuestros objetivos, lo que ha sido productivo y lo que no, lo que nos ha proporcionado felicidad, tristeza, pérdidas o ganancias; precisar las veces que nos hemos aferrado a situaciones que no conducen a ningún puerto y que nos han hecho sufrir indeciblemente.

Entonces, es cuando debemos hacer un paréntesis, sopesar cuando una etapa llega a su fin y, comenzar a trabajar en el proceso de ir cerrando los ciclos negativos que nos agotan y nos hacen sumamente infelices. Un sencillo ejercicio de imaginación nos ayudará al lograr el objetivo, para sanar completa y asertivamente. Nos ubicamos en un lugar tranquilo de nuestra casa, preferiblemente con música de relajación, visualizamos aquellos sucesos que nos han producido estados de angustia y que de alguna manera han marcado nuestro pasado inmediato. No importa la magnitud del suceso, lo interesante es recordarlo en detalle.

Imaginariamente, cada evento, lo iremos depositando en una bolsa y pronunciaremos:
“…Yo________________(tu nombre) introduzco en esta bolsa todo lo negativo que ha pasado por mi vida, lo alejo de mí y de mis pensamientos. A través del perdón y el amor, decido cerrar definitivamente este ciclo emocional y me abro a recibir todos y cada uno de los acontecimientos positivos que el universo tiene dispuesto para mí..."

Por último, cerramos la bolsa herméticamente, de manera que no la volvamos a abrir nunca más y nos figuramos que la hemos botado en un sitio que nuestra memoria no pueda alcanzar. Este ejercicio lo podemos repetir tantas veces como sea necesario, hasta que realmente experimentemos la sensación de haber cerrado por completo todos y cada uno de los ciclos emocionales que nos han venido afectando. Verás los resultados.

En la próxima entrega hablaremos cómo cerrar los Ciclos Materiales.

8 comentarios:

Anónimo dijo...

No estoy de acuerdo en cerra asi un supuesto circulo, creo que es muy facil e inmisericorde, sobre todo cuando metemos en esa bolsa a personas que nos aman y que hemos afectado con nuestra conducta, que facil es asi autoperdonarnos, creo que es una forma mezquina de mandar lejos los problemas le pese a quien le pese (no borren este comentario es mi opinion) gracias

Anónimo dijo...

mi correo fue carlopez@live.com.mx gracias

cojindelactancia dijo...

Creo que cuando uno cierra un ciclo, además de autoperdonarnos también estamos perdonando, no escapando de los problemas, creo que el momento en el que alguien decide cerrar un ciclo, debería ser un momento muy sabio en el que se han agotado todas las posibilidades sobre todo en el caso de las relaciones personales, si hemos afectado a quien nos ama y no se nos permite enmendar el error, no se nos concede una oportunidad, no podemos seguir allí sufriendo, no nos están demostrando amor, la primer persona que debe perdonarme soy yo mismo, la capacidad de perdonar del otro no está en nuestras manos, esa es su propia sanación, nada podemos hacer, solo perdonarnos y seguir adelante con el compromiso personal de no hacer el mismo daño a otra persona, si la persona a quien hemos dañado nos "ama"; sería para ella fácil perdonar, de lo contrario.... nótese qe la palabra "perdonar " está compuesta por: "per - donar", per significa " a través de" y donar es "dar", a través del dar, así es el per-don, que se puede entender tambien como a través de la gracia, la virtud, amigo, no se trata de escapar de la responsabilidad del daño cometido, se trata de que todos erramos en algún momento, y todos merecemos una oportunidad, y quien no quiera darla ni tomarla es porque sencillamente no ama, y tu no te amas ni demuestras amor a través del esfuerzo y sacrificio o el castigo, mantenerse firme ahí , en donde duele, no necesariamente sana ni abre caminos, inclusive cuando seas tu el responsable... date un perdón, una oportunidad de abrirte un nuevo camino...no sientas que huyes, ... siente que te amas y que te pudieran amar en otra puerta...

Anónimo dijo...

Es posible perdonar pero es imposible olvidar, lo bueno y lo malo se almacena en nuestra mente, tratar de borrarlo, IMPOSIBLE

Yesenia dijo...

hola...
yo no se que hacer con mi vida...la he vivido muy aprisa en un año me he casado tres veces..creo que el mayor daño me lo he provocado a mi misma...el por que me he divorciado es por que no son personas para mi...solo lo hago por el miedo..ha estar sola o por presion de la gente que por que tengo 30 ya deberia de estar casada con hijos..etc...y eso me ha llevado a cometer errores...pero no se que me pasa...alguien tiene algunos ejercicios o algo que pueda leer para tomar mi confianza de nuevo...quiero ser una persona diferente...

Anónimo dijo...

Vive un cuarto u quinto paso

Ivonne CyC dijo...

Hola Yesenia. Si ya estás consciente de que tu actitud te daña, has dado el primer paso para cambiarla.
Sabes que lo que haces no es bueno, sabes también que lo haces por no estar sola.
Bueno, es momento de dejar de actuar por impulso y comenzar a pensar. Aprende a pasar tiempo contigo misma, con amigas, busca intereses un curso, otro idioma, un club literario, etc. Cosas que te enriquezcan y que abran tu mente a nuevas ideas.
Deja de sentir presión por tus 30, yo tengo 37 y soy felizmente no casada, eso es una elección TUYA, no de los demás que, como has visto no son los que viven el dolor del divorcio así que no te dejes presionar, si tanto quieren a esa persona que se casen ellos, no tú.
Ámate, date un abrazo a ti misma, suena ridiculo pero es tan rico y aprende que si tú no puedes disfrutar de tu propia compañía y hacerte feliz no lo harán los demás.
La felicidad, el amor y el respeto parten de ti y, como una onda en el agua, se van hacia los demás.
Es cosa de ir paso a paso, no puedes seguir actuando igual, fingiendo que no sabes lo que pasa, eso es un hecho.
Si te ayuda, te dejo mi correo, igual sería un gusto ayudarte. belen_iv@hotmail.com bendiciones.

GERALD dijo...

Asesinar la esperanza, Suena duro, pero no es menos difícil el dolor que se siente perder un amor y seguir esperando su regreso, dentro de una ruleta loca que nunca para, sin saber como cerrar un ciclo amoroso, es como intentar indefinidamente pescar en un desierto de soledad